Estefanía Torres valora positivamente que la UE tome medidas para reducir el desperdicio alimentario

 

Cada año se desperdician en la UE alrededor de 100 millones de toneladas de alimentos

 La eurodiputada de Podemos ha votado a favor de una nueva directiva sobre residuos pero recuerda la necesidad de cuestionar el modelo de desarrollo en el que estamos inmersas

 

 

Estrasburgo, 16 de marzo de 2017.– La eurodiputada de Podemos Estefanía Torres ha celebrado la aprobación por parte del Parlamento Europeo de un conjunto de medidas legislativas que suponen el primer paso hacia una economía circular, en la que los productos y materiales son reutilizados una y otra vez, de manera que continúan generando valor. En concreto, Torres se ha referido a la adopción de una nueva directiva sobre residuos porque “incorpora algo que nos parece de especial relevancia: la idea de combatir el desperdicio alimentario”, ha señalado.

El desperdicio de alimentos es muy preocupante en Europa: se calcula que cada año se desperdician en la UE alrededor de 100 millones de toneladas de alimentos. “Es terrible, porque mientras 40.000 personas mueren de hambre al día, un tercio de los alimentos que se producen en el mundo acaban en la basura. Es decir: el problema del hambre en el mundo no es que no produzcamos suficiente, es un problema del sistema de distribución mundial de alimentos. Un problema, en fin, de ausencia de voluntad política”, recalca Torres.

La UE ha tomado consciencia de las repercusiones medioambientales y económicas del desperdicio alimentario y también de la necesidad de facilitar la donación de los excedentes para que comida saludable y en buen estado llegue a quien la necesita. “ Son medidas positivas, pero insuficientes hasta que no nos planteemos un cambio profundo en el sistema agroalimentario mundial”, ha apostillado la eurodiputada de Podemos y titular de la Comisión de Medio Ambiente, Salud Pública y Seguridad Alimentaria.

La directiva de residuos a favor de la cual ha votado Podemos contempla también el objetivo propuesto por la Comisión de que de cara a 2025, el 65% de todos los residuos de envases generados se reciclen, llegando al 75% en 2030.

“Es muy positivo que la UE vea la necesidad de ir más allá del modelo de tomar-transformar-consumir-y-tirar en el que vivimos ahora y pasar a un modelo económico más sostenible, en el que se tiene en cuenta la generación de residuos y la destrucción de la naturaleza. Sin embargo, creo que esta apuesta por el reciclaje y la reutilización no debe llevarnos a olvidar la necesidad de cuestionar el modelo de desarrollo en el que estamos inmersas”, añade Torres, para quien “el propósito de la economía no debe ser crecer indefinidamente, sino proporcionar bienestar a la sociedad”.

Inspecciones alimentarias

La eurodiputada ha valorado también muy positivamente que Europa haya aprobado endurecer las inspecciones alimentarias y que tome medidas encaminadas a mejorar la trazabilidad de los alimentos, combatir el fraude y recuperar la confianza de los consumidores en la cadena alimentaria tras escándalos como el de la carne de caballo, que sembró la duda sobre los controles alimentarios en varios países de la UE en 2013

Comments

comments

About Author